eldiario.es - eldiario.es

eldiario.es - eldiario.es

https://www.eldiario.es/rss/

created: 22 mar 2015 21:42:28 UTC ~ updated: 21 mar 2019 15:23:51 UTC ~ rssv2 ~ TTL 10 min. ~ es

Más de dos siglos para alcanzar la igualdad entre hombres y mujeres en los cuidados no remunerados y el trabajo doméstico. Es el escenario que dibuja la Organización Internacional del Trabajo (OIT) en un informe con motivo del Día Internacional de la Mujer, mañana 8 de marzo. El organismo alerta de que, si se mantiene el ritmo de los últimos años en el reparto de estas tareas entre mujeres y hombres, la brecha de género en este ámbito no se cerrará hasta 2228. Dentro de 209 años.

Las diferencias en las tareas de cuidados en el hogar son un gran lastre para las mujeres en el ámbito laboral, advierten desde el organismo. En todo el mundo, 647 millones de mujeres en edad de trabajar (el 21,7%) realizan un trabajo de cuidados no remunerado a tiempo completo, frente a 41 millones de hombres (o el 1,5 %), según el estudio de la OIT.

"Diversos factores obstaculizan la igualdad en el empleo y el que desempeña el papel más importante es el cuidado de los niños", sostiene Manuela Tomei, directora del Departamento Condiciones de Trabajo e Igualdad de la OIT.

Para alcanzar la corresponsabilidad en estas tareas entre hombres y mujeres en el mundo deben implementarse medidas y políticas concretas, apuntan en la organización, porque de lo contrario, siguiendo la tendencia actual, la meta de la igualdad no la traspasará ni esta generación ni las más inmediatas.

El informe de la OIT hace una proyección y sitúa el fin de la brecha en el año 2228. Entre 1997 y 2012, recoge el documento, el tiempo que las mujeres dedicaron al trabajo doméstico y a la prestación de cuidados apenas disminuyó 15 minutos por día, mientras que el de los hombres sólo aumentó 8 minutos por día. Así, de mantenerse este ritmo, cerrar la brecha de género en el tiempo que mujeres y hombres dedican al trabajo de cuidados no remunerado "llevará 209 años".

Sin mejoras "significativas" en 20 años

La OIT ha difundido este jueves su estudio 'Un paso decisivo hacia la igualdad de género: Para un mejor futuro del trabajo para todos' en el que alerta –de manera general y más allá de las tareas del hogar– de que "las diferencias de género relacionadas con el trabajo no han experimentado una mejora significativa durante 20 años". En las dos últimas décadas, sostiene el organismo, ha habido mejorías, pero son insuficientes de cara al futuro.

"Los avances para cerrar las brechas de género se han estancado, y en algunos casos se observa un retroceso", sostiene la organización internacional, que advierte de que "a menos que se cambie la trayectoria actual" grascias a medidas y políticas concretas que aceleren los avances en igualdad de género, "la situación probablemente siga deteriorándose a medida que el trabajo continúa fragmentándose y ante la perspectiva de un futuro incierto".

El organismo destaca la penalización que supone la maternidad para las mujeres en sus carreras profesionales, como en los salarios que perciben y "en términos de liderazgo". El informe aporta un dato: solo 25% de los gerentes con hijos menores de seis años son mujeres, mientras que la proporción de mujeres en cargos directivos aumenta hatsa el 31% cuando no tienen hijos pequeños.

Un estudio de tres investigadores de la Universidad Pompeu Fabra publicado por el Observatorio Social de 'La Caixa' aporta datos sobre esta brecha entre la maternidad y la paternidad en el acceso de las mujeres a un proceso de contratación en España. Según la investigación, que se basó en el envío de más de 5.600 currículum falsos para 1.372 ofertas de trabajo reales en Madrid y Barcelona, las mujeres con hijos tienen casi la mitad (47%) de probabilidades que los hombres de acceder a una entrevista de trabajo. En cambio, la paternidad supone un premio: los hombres con hijos tienen más probabilidades de ser llamados para una entrevista que los que no los tienen.

Medidas para acelerar el cierre de la brecha

La OIT expone estas y otras brechas entre hombres y mujeres en el ámbito laboral, pero también ofrece una hoja de ruta con algunas medidas que se ha comprobado que son útiles para cerrarlas. El organismo urge a revocar las leyes que aún discriminan a las mujeres y a las niñas antes de su entrada en el mercado de trabajo, "como las disposiciones que impiden a las mujeres realizar un trabajo nocturno o subterráneo" y se inclina por implementar medidas de transparencia salarial de carácter obligatorio, ya que si no su "aplicación sigue siendo muy limitada". 

Entre las medidas, el organimos recuerda que los permisos de paternidad "también son un componente integrante para fomentar los cargos ocupados por mujeres en los mercados de trabajo" y subraya que "los datos muestran que se benefician en mayor medida de las mismas cuando la prestación está concebida como un derecho individual obligatorio que no puede transferirse al otro progenitor".

La secretaria judicial del 20-S, Montserrat del Toro, ha denunciado ante el juez de guardia de Barcelona los mensajes de Twitter que la amenazaron y publicaron su foto de la durante su declaración como testigo este martes en el Tribunal Supremo.

La denuncia judicial de la funcionaria ha provocado que se archiven las diligencias abiertas este jueves por el fiscal superior de Catalunya, Francisco Bañeres. El fiscal había ordenado a los Mossos d'Esquadra que identificaran a los autores de los tuits, que a criterio del fiscal son "incompatibles con los mínimos estándares de convivencia exigibles en una sociedad pretendidamente democrática".

En el decreto de apertura de diligencias, Bañeres censura los tuits porque, además de la fotografía de Del Toro, contenían "indicaciones" para facilitar la localización de la funcionaria y mensajes "que incitan expresamente al ejercicio de la violencia física sobre su persona, aparte de otros de naturaleza claramente ofensiva y vejatoria".

En el plano penal, el fiscal valora que los tuits, en su mayoría vinculados a cuentas independentistas, que atentaron contra la protección de la imagen de la letrada de la administración de justicia del juzgado de instrucción 13 de Barcelona podrían constituir los delitos de obstrucción a la justicia, descubrimiento y revelación de secretos e injurias con publicidad a funcionario público.

Para la Fiscalía, el testimonio de Del Toro, junto al de los guardias civiles que participaron en el registro de Economía el 20-S, es clave para demostrar la supuesta inacción de los Mossos d'Esquadra para proteger a la comitiva y que la protesta de Òmnium y ANC no era tan solo para ejercer su derecho a la protesta contra los registros, sino que se enmarcaba en la estrategia para imponer la independencia de forma unilateral.

En su declaración testifical, Del Todo describió que pasó "miedo" en la conselleria ya que se sintió sitiada por el "tumulto" que, a su juicio, se concentraba al exterior del departamento.

La dirección del PP había convocado el encuentro de este jueves de su líder, Pablo Casado, en Madrid, con una veintena de candidatas a las elecciones municipales, como un acto "con motivo del Día Internacional de la Mujer" que se celebra mañana viernes, 8 de marzo. Pero el evento en el que los populares pretendían lanzar su lema –"No hablamos por ti, hacemos para ti"– se convertía en todo un alegato contra los colectivos convocantes de la huelga del 8M y de la gran manifestación con la culminará la jornada. 

El propio Casado, que ayer decidió que tres de sus mujeres de confianza no acudieran finalmente a la marcha del 8M de Madrid por su manifiesto "politizado", volvía a criticar este jueves al "feminismo de izquierda" que, según él, busca "enfrentar a los hombres con las mujeres" y que, a su juicio, es el que ha convocado las movilizaciones de este viernes.

"Tengo una hija y un hijo y no quiero vivir en un país en el que se enfrente a mi hija y mi hijo o en el que se manifiesten las mujeres o haya colores de las mujeres o haya reivindicaciones de las mujeres y se contrapongan a las de sus compañeros, a las de la otra mitad del mundo", ha afirmado en el acto que ha tenido lugar en el Club Financiero Génova de la capital.

"Yo creo en un feminismo que lo entendamos como tal: la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres, pero no en intentar colectivizar a la sociedad por su sexo, religión, orientación sexual o creencias", añadía. Tenemos que remar todos juntos y apelo a la responsabilidad para que todos los partidos vayamos de la mano".

Casado ha defendido que su partido no se manifieste en la marcha del 8M de mañana "porque el manifiesto presentado es sencillamente inadmisible". "No podemos compartir una pancarta que habla de un país colonial, de unas instituciones prácticamente dictatoriales o de asignaturas sexuales para niños", ha añadido. A su juicio, el texto habla de "un país que no es reconocible".

El PP, ha añadido, no puede aceptar que "se hable da capitalismo o de comunismo cuando tiene que ser la reivindicación de un día de las mujeres. "No penalicemos la concordia, no dividamos la sociedad y no hagamos más demagogia ante la incapacidad de algunos", ha zanjado. 

A pesar de ser una de las medidas en las que más ha insistido Albert Rivera durante toda la legislatura, Ciudadanos ha decidido no apoyar el decreto ley sobre la ampliación de los permisos de paternidad a ocho semanas aprobado la semana pasada por el Consejo de Ministros y publicado este jueves en el BOE. Ni ese ni ningún otro. Así lo ha confirmado el líder de Ciudadanos en una entrevista con Susanna Griso, en Antena 3.

"¿Van ustedes a convalidar el decreto ley con la ampliación a ocho semanas de los permisos de paternidad a pesar de haber sido sumamente críticos con los viernes sociales de Sánchez?", le ha preguntado la periodista a Rivera. El líder de Ciudadanos ha contestado: "El problema no es el el fondo, el problema es la forma. Yo no estoy de acuerdo con los decretazos ley para saltarse al Parlamento", ha afirmado. "Y no vamos a aprobar ni apoyar eso porque queremos hacerlo desde el Gobierno", ha añadido. Además, ha aprovechado para adelantar que llevará en su programa electoral del 28A "la supresión de los decretos ley". 

Según fuentes del grupo parlamentario, cuando se debatan los decretos en la Diputación Permanente –el órgano que sustituye a los Plenos tras la disolución de las Cortes– pedirán que tanto ese decreto como los demás sean tramitados como proyectos de ley "para poder enmendarlos". Esta posibilidad, en el caso de que el PSOE la aceptase, retrasaría la medida sine díe dado que ni siquiera se sabe aún si tras la disolución de las Cortes y el final de la legislatura, las comisiones legislativas pueden habilitarse para tramitar enmiendas. Esta decisión ha quedado en manos de los letrados del Congreso a los que la presidenta de la Cámara, Ana Pastor, ha pedido un informe. 

En Ciudadanos no adelantan qué harán en el caso de que sea imposible tramitar como ley la medida y si se abstendrán cuando se debata este asunto en la Diputación Permanente del Congreso, previsiblemente la semana que viene. De momento, se mantienen en que no darán su voto a favor al no estar de acuerdo "con la forma, no con el fondo". "Sánchez no puede usar el Consejo de Ministros como propaganda electoral", señalan.

Este cambio de actitud frente a una propuesta que Rivera siempre ha defendido sorprende ya que Ciudadanos siempre ha presumido de ser el partido que más ha luchado por ello. El año pasado destacó en Twitter los efectos positivos que supone aumentar el permiso de paternidad para las parejas que tienen hijos. "Incrementar los permisos de paternidad es la mejor medida demostrada a nivel europeo contra la brecha salarial. Cs conseguimos incrementar 2 semanas en 2017 y vamos a por otra semana en 2018", 

El Gobierno ha informado de que el decreto ley sobre los permisos de paternidad y maternidad entrará en vigor el 1 de abril. Primero supondrá ampliar el de maternidad de cinco a ocho semanas en 2019 y progresivamente el de paternidad hasta equipar los dos en 2021. Para Rivera oponerse ahora a este decreto le parece que "es coherente con lo que defendemos".

CCOO y UGT han anunciado este jueves que impugnarán las órdenes de servicios mínimos dictadas por el Ministerio de Fomento en el sector del transporte para la huelga del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, al considerar que "vulneran el derecho de huelga".

"Un Gobierno que se dice feminista, que dice compartir las razones de la convocatoria de huelga del 8M, toma decisiones que buscan el fracaso de la misma, que se invisibilice la huelga y que, por ello, no triunfen sus reivindicaciones", critica CCOO.

El sindicato ha denunciado en un comunicado que los servicios mínimos estipulados por Fomento repiten casi literalmente los establecidos por el Gobierno del PP con motivo de la huelga general del 8 de marzo del pasado año. Por su parte, UGT ha confirmado a eldiario.es que también se adhiere a esta medida.

Dichos servicios mínimos fueron impugnados por CCOO ante la Audiencia Nacional y hace un mes se conocía la sentencia que anulaba la orden correspondiente al transporte aéreo por vulneración del derecho de huelga y por falta de motivación suficiente de los servicios mínimos.

El sindicato recuerda que, aunque las otras órdenes que afectaban al transporte están aún pendientes de sentencia, el Ministerio Fiscal solicitaba su anulación por las mismas razones.

CCOO se queja de que el Gobierno del PSOE haya replicado para la huelga de mañana los servicios mínimos dictados por el anterior Gobierno y haya roto con los acuerdos que, en materia de servicios mínimos, se habían tenido desde 2010 en las huelgas generales en el ámbito del transporte tanto con gobiernos del PSOE como en las dos huelgas generales del año 2012 con el Gobierno del PP.

"Si los servicios mínimos tienen que buscar el equilibrio entre permitir el libre ejercicio del derecho de huelga y el derecho a la movilidad, hay que considerar de manera global los diferentes modos de transporte, pues si se tiene posibilidad de desplazarse en uno de ellos, no se puede limitar en otros el derecho de huelga", alega CCOO.

El sindicato denuncia que el Gobierno socialista, al igual que hizo el del PP, "rompe con la jurisprudencia constitucional" al primar los derechos económicos de las empresas frente al ejercicio del derecho de huelga.

"El actual Gobierno, que presume en la teoría de fomentar el diálogo social, cuando toca demostrarlo con hechos, rompe los acuerdos y dicta los servicios mínimos sin siquiera dar audiencia a las organizaciones sindicales, posicionándose claramente contra el derecho de huelga y limitando su ejercicio", critica CCOO, que ha acusado al ministro, José Luis Ábalos, y a sus secretarios de Estado de tener "alergia" al diálogo social.

"Desde FSC-CCOO, mentiríamos si dijéramos que nos sorprende el comportamiento del Ministerio de Fomento. Desde el nombramiento del nuevo Gobierno, Fomento ha demostrado su desprecio al diálogo social, ignorando sistemáticamente las peticiones de reunión que CCOO ha realizado e ignorando a las organizaciones sindicales en la práctica totalidad de las materias más importantes que ha tratado: conflicto VTC-Taxi, rescate autopistas de peaje, estiba, paquete de movilidad de la UE, liberalización de ferrocarril, vivienda", concluye.

Sólo una de cada tres mujeres tiene un puesto de alta gestión en las empresas de la UE. Pero la proporción empeora en los puestos de dirección, según se desprende del último informe de Eurostat publicado por la Comisión Europea. 

Así, casi 9,4 millones de personas ocupan un cargo ejecutivo en la Unión Europea (UE): 6 millones de hombres (64% de todos los directivos) y 3,4 millones de mujeres (36%).

Además, las mujeres representan poco más de un cuarto de los miembros del consejo de administración de las empresas que cotizan en bolsa en la UE (27%), y menos de una quinta parte de los altos directivos (17%) en 2018.

En otras palabras, aunque representan aproximadamente la mitad de todas las personas empleadas en la UE, las mujeres siguen estando infrarrepresentadas entre los directivos.

La mayor proporción de mujeres entre los puestos directivos se registra en Letonia (56%), el único Estado miembro donde las mujeres son mayoría (56%) en esta ocupación. Le siguen Bulgaria y Estonia (ambos 49%), Polonia. y Eslovenia (ambos 47%), Hungría (43%), Lituania y Suecia (ambos 42%), Irlanda (41%) y Eslovaquia (40%).

En el extremo opuesto de la escala, las mujeres representan menos de un tercio de los gerentes en Luxemburgo (15%), seguidos por Chipre (23%), Chequia, Dinamarca, Italia y los Países Bajos (todos 29%), Alemania (30%), así como Grecia y Austria (ambos 32%).

A nivel de la UE, aproximadamente un tercio (36%) de los directivos son mujeres. Esta participación se ha mantenido estable desde 2012.

La mayor proporción de mujeres en el consejo de administración de las mayores empresas que cotizan en bolsa se registra en Francia (44%), seguido por Italia y Suecia (ambos 36%), Finlandia (35%) y Alemania (34%).

En el extremo opuesto de la escala, las mujeres representan menos de una quinta parte en Estonia (8%), Grecia (9%), Malta (10%), Chipre, Lituania y Rumania (el 11%), Luxemburgo (13%), República Checa (14%), Bulgaria y Hungría (15%), Croacia (17%), así como en Irlanda (19%).

Como media de la UE, poco más de una cuarta parte (27%) de los miembros del consejo son mujeres. Durante los últimos cinco años, esta acción ha incrementado en 9 puntos porcentuales (18% en 2013).

Entre los Estados miembros de la UE, las mujeres representan más de una cuarta parte de los altos ejecutivos de las más grandes empresas que cotizan en bolsa en Lituania (28%), seguidas por Bulgaria y Letonia (ambas 27%), así como en Rumanía (25%).

En el extremo opuesto, la proporción más baja de mujeres ejecutivas senior se registra en Austria (5%), República Checa. (6%), Italia (9%), Portugal (10%), Dinamarca (11%), Luxemburgo, Hungría y Polonia (13%), Bélgica, Alemania y España (todo el 14%), y en Chipre (15%).

Como media comunitaria, menos de una quinta parte (17%) de los altos directivos son mujeres; 5 puntos porcentuales más en comparación con cinco hace años (12% en 2013).

Más paro

Además, según los datos de Eurostat, la tasa de empleo para las mujeres entre 20 y 64 años en 2017 fue del 66,5 % frente al 78 % de los hombres en la misma franja de edad, 11,5 puntos porcentuales de diferencia, y no hubo ningún Estado miembro en el que las mujeres tuvieran una tasa de empleo superior a la de los hombres: esta cifra apenas ha descendido dos décimas porcentuales desde los 11,7 puntos de 2013, mientras que para los países que comparten el euro lleva estancada en 11,2 puntos desde 2014.

En España, la diferencia entre la tasa de empleo de los hombres y de las mujeres fue de 11,9 puntos, ligeramente superior a la media europea pero que solo ha empeorado desde su pico a la baja de 9,6 puntos registrado en 2013.

En el resto de los países de la UE, se registraron las brechas laborales de género más bajas en Lituania (1,0 puntos), Finlandia (3,5), Suecia (4,0) y Letonia (4,3), y las más elevadas en Malta (24,1 puntos), Italia (19,8) y Grecia (19,7).

En comparación con cinco años atrás, la brecha laboral de género descendió en 16 de los 28 Estados miembros, de forma más acentuada en Malta (7,3 puntos), Luxemburgo (6,5 puntos) y Eslovaquia (2,7 puntos).

La situación contraria se dio en países como Hungría, donde la brecha se incrementó 4,2 puntos, Irlanda (3,5 puntos) y Bulgaria (2,4 puntos).

Si la estrategia es visibilizar el conflicto catalán en Europa, ERC está moviendo todas las teclas. No sólo coloca a Oriol Junqueras y que está siendo juzgado en el Tribunal Supremo como cabeza de lista para las europeas del 26 de mayo, sino que lo sitúa como spitzenkandidaten. Es decir, como candidato de la Alianza Libre Europea (ALE, coaligado con los Verdes en el grupo parlamentario) a presidir la Comisión Europea.

La decisión será avalada este jueves por el consejo del partido y se espera que la comuniquen oficialmente en un acto en Bruselas este mismo jueves, según ha adelantado el diario Ara y ha confirmado eldiario.es.

Desde 2014, las diferentes familias políticas eligen un candidato que, en el caso de que concite apoyos suficientes del Parlamento Europeo saliente de las elecciones, se convertirá en presidente de la Comisión. No está escrito en ningún tratado que la propuesta deba emanar de las familias políticas, de hecho, el candidato siempre requiere el visto bueno de los jefes de gobierno de la UE. Pero lo cierto es que, desde 2014, hay cierta competición, hasta el punto de que Jean-Claude Juncker fue el spitzenkandidaten del Partido Popular Europeo y terminó presidiendo la Comisión.

Y en esa competición el independentismo catalán ha colado a Oriol Junqueras, quien sobre todo simboliza la causa del procés en una campaña electoral paneuropea mientras está siendo juzgado y en prisión preventiva.

Junqueras fue eurodiputado entre 2009 y 2012, y también Raül Romeva, entre 2004 y 2014. El primero lo fue por ERC, y estaba adscrito a ALE; y el segundo, por ICV, y se englobaba en los Verdes. Y Verdes y ALE forman el grupo Greens/EFA en el Parlamento Europeo. Es decir, dos de los políticos presos independentistas que están sentados en el banquillo del procés han compartido grupo parlamentario en Bruselas. Un detalle que le recordó Ska Keller, líder de los verdes europeos y spitzenkandidaten, al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el pasado enero en el plenario de Estrasburgo. "Dos compañeros nuestros de escaño están en prisión; los problemas políticos requieren soluciones políticas", le espetó Keller desde una bancada en la que se mostraron fotos de los independentistas presos.

¿Puede generar problemas en la coalición parlamentaria entre los Verdes y ALE que Junqueras sea el spitzenkandidaten? Aquel discurso de Keller da señales de que no se prevén grandes problemas; aquel discurso y que la propia Keller ha acudido a protestar ante el Supremo por el juicio al procés y varios eurodiputados verdes han acudido a la cárcel de Lladoners. "La coalición tiene más de 20 años", dice una fuente de ERC, "y siempre hemos sido todos muy respetuosos entre nosotros. Además, los Verdes siempre han mostrado mucha empatía con el problema de los presos, no debería haber problemas".

Es la primera vez que la Alianza Libre Europea propone un candidato propio, partido que agrupa a diferentes fuerzas independentistas y regionalistas tanto de centro-izquierda como de centro-derecha. 

ALE contó en la legislatura que ahora acaba con 12 diputados –ahora cuenta con dos de ERC y uno de BNG– de los 751 que se sientan en la Eurocámara.

Los principales candidatos a la presidencia de la Comisión del resto de fuerzas son Manfred Weber, por el Partido Popular; Frans Timmermans por los socialistas, además de Ska Keller y Bas Eickhout del partido Verde; Nico Cué, por el GUE (Izquierda Unitaria) y Jan Zahradil por los conservadores de ECR.

Visibilizar el 'procés'

Uno de los objetivos de los candidatos de ERC, Bildu y BNG, que concurrirán con la coalición Ahora Repúblicas a las próximas elecciones europeas del 26 de mayo esperan, es para "visibilizar" el juicio contra 12 líderes independentistas en el Tribunal Supremo.

"Con estas listas queremos visibilizar este retroceso democrático que estamos viviendo en Cataluña, en España y en esta Europa, que veremos cómo se conforma para no solo no ir hacia atrás, sino para ir hacia delante", contaba este miércoles en Bruselas la número dos de ERC en la coalición, Diana Riba.

Fuentes de la coalición de formaciones independentistas de izquierda afirman que, a pesar de estar en prisión, Junqueras "mantiene sus derechos políticos intactos" y por tanto cuenta con que pueda recoger su acta de eurodiputado --en la Junta Electoral en Madrid--, tras las elecciones al Parlamento Europeo de este mayo.

Ahora Repúblicas reservará los puestos uno, tres y cuatro a ERC; mientras que el segundo escaño sería para el representante de EH Bildu, Josu Juaristi; y el quinto, para Ana Miranda, del BNG.

Fuentes de la nueva agrupación sitúan la cuestión de Catalunya como primer asunto de su agenda para la próxima legislatura europea, aunque los partidos han pactado una fórmula para asegurar que todas las siglas y sus programas "tengan siempre representación" en la Eurocámara. En esta legislatura que acaba, Juaristi y Miranda se han repartido el escaño.

El Tribunal Constitucional todavía tiene pendiente de resolver los recursos de Unidos Podemos y el Parlament sobre si la aplicación del 155 que ordenó el Gobierno de Rajoy se adecuó a la Carta Magna o fue más allá de lo permitido. A la espera de lo que decida el Constitucional, la Sala de lo contencioso administrativo del Supremo ha dado un espaldarazo a la decisión del Ejecutivo de disolver el Parlament mediante el 155, una de las competencias exclusivas del president de la Generalitat que Rajoy se arrogó en virtud del 155 y que más dudas generó entre los juristas.

El Supremo ha rechazado el recurso de varios diputados catalanes y ha avalado que Rajoy decidiera disolver el Parlament y convocar las elecciones anticipadas del 21 de diciembre con el 155. El Alto Tribunal lo justifica por “la extraordinaria gravedad de lo sucedido”.

Los parlamentarios catalanes de JxSí y la CUP, además de al Constitucional, recurrieron ante el Tribunal Supremo la disolución del Parlament y la convocatoria de elecciones autonómicas al entender que Rajoy había vulnerado sus derechos políticos arrogándose una competencia, la de adelantar los comicios al Parlament, que el Estatut limita en exclusiva al president de la Generalitat.

Por contra, el Supremo concluye que el Gobierno central “es competente para acordar la disolución del Parlamento de Cataluña y convocar elecciones como consecuencia del artículo 155”. La citada “extraordinaria gravedad de lo sucedido” es el principal fundamento jurídico que identifica el Supremo para justificar su aval a la medida.

"Y no está demás subrayar -agrega el Supremo- que todos los partidos políticos concurrieron a las elecciones, cuyos resultados no se han cuestionado dando lugar al nombramiento de nuevo Presidente de la Generalitat de Cataluña".

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, ha aprovechado este jueves su visita de ayer a la localidad navarra de Alsasua para seguir con su campaña en contra del movimiento feminista. Casado, que incluso estuvo haciendo una entrevista en el bar Koxka en el que en octubre de 2016 se produjo la pelea que acabó con siete jóvenes condenados a prisión por agredir a dos guardias civiles y sus parejas, ha lamentado que éstas no tuvieran el apoyo de las "feministas de izquierda".

"Fui a Alsasua y además estuve con un compañero periodista haciendo una entrevista en ese bar, en el bar Koxka donde apalearon a dos guardias civiles y a sus novias que, por cierto, no vi a ninguna feminista de izquierda defender a las novias de los guardias civiles", ha asegurado Casado durante una entrevista en la Cadena Cope. 

En Alsasua, ha añadido el líder del PP, vio "un municipio" en el que no fue "bien recibido", con "pintadas a favor de los que habían dado una paliza a unos guardias civiles". "Estuvimos en ese bar en el que el dueño en cuanto se percató de que estábamos nos echó", ha proesguido, "y cerró la persiana porque estaban llegando borrokas a decirnos que en Alsasua no se puede entrar". 

"Sánchez ofrece la salida de la Guardia Civil de Navarra a cambio del voto de los nacionalistas a sus decretazos. Hoy he ido a Alsasua a apoyar la labor de uno de los mejores cuerpos policiales del mundo", defendía el propio jueves el líder conservador.

La presidenta del Partido Popular de Navarra, Ana Beltrán, explicó, por su parte, que Casado había acudido al bar Koxka de Alsasua para que un medio de comunicación realizara la entrevista y "fundamentalmente para defender la libertad de pensamiento y a la Guardia Civil" y mostrar su apoyo "por los sucesos que ocurrieron en su momento".

A partir del 1 de abril, los padres podrán disponer de ocho semanas de permiso de paternidad. Así consta en el decreto ley para la igualdad de trato y oportunidades entre hombres y mujeres en el empleo y la ocupación publicado este jueves en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Si bien la mayor parte de medidas publicadas este jueves entrarán en vigencia el viernes, para el caso del permiso de paternidad de ocho semanas habrá que esperar al próximo 1 de abril. Una vez vigente, los permisos de paternidad serán de ocho semanas, de las cuales seis serán obligatorias y dos voluntarias. Se equiparan, así, las semanas obligatorias con las de la madre, si bien esta cuenta con diez semanas voluntarias, frente a las dos del padre.

El decreto ley, aprobado el pasado viernes en el Consejo de Ministros, prevé una equiparación progresiva de estos permisos para ambos progenitores hasta alcanzar las 16 semanas, en 2021. Se trata de derechos individuales e intransferibles. Una vez implementado, las primeras seis semanas deberán disfrutarse inmediatamente después del parto. Las diez restantes podrán repartirse durante el primer año del bebé. 

La Seguridad Social dará prioridad a la incorporación de mujeres en los órganos de dirección de las mutuas colaboradoras, ya que su presencia actual en las juntas directivas no llega al 15%, según ha informado este jueves el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

La Dirección General de Ordenación de la Seguridad Social ha emitido una circular en la que recomienda a estas organizaciones que adopten las medidas oportunas tendentes a equilibrar el número de mujeres y hombres en sus juntas directivas, ha explicado Trabajo.

En todo caso, la Dirección General de Ordenación se reserva la posibilidad de adoptar las medidas necesarias para hacer efectiva progresivamente esa paridad. Entre ellas, estudiará cada nuevo nombramiento de los miembros de la junta directiva en aquellas mutuas que no cuenten con un nivel adecuado de representación femenina en sus órganos de gobierno.

El Departamento que dirige Magdalena Valerio ha destacado que, con estas medidas, se pretende avanzar en la completa implantación del principio de igualdad de trato y oportunidades marcado por la propia Constitución y desarrollado por la Ley para la igualdad efectiva de mujeres y hombres.

Actualmente, de las 19 mutuas, ninguna tiene una mujer en la presidencia ni como directora gerente y lo habitual es que no haya más de tres mujeres en la junta directiva.

Las mutuas colaboradoras de la Seguridad Social son asociaciones privadas de empresas constituidas mediante autorización del Ministerio de Trabajo que tienen como finalidad colaborar en la gestión de la Seguridad Social.

A pesar de esta naturaleza privada, las mutuas también forman parte del sector público estatal debido a la naturaleza pública de sus funciones y de los recursos económicos que gestionan. Por la doble naturaleza público-privada de estas asociaciones de empresas, los nombramientos de sus juntas directivas están supeditados a la confirmación del propio Ministerio.

Los juzgados madrileños se llenaron en las últimas semanas de decenas de demandas de particulares -con argumentos calcados y basados en un informe encargado por la Fundación Francisco Franco- para frenar la exhumación del dictador. La gran mayoría de jueces rechazaron paralizar el proceso y solo uno, el magistrado Yusty Bastarreche, frenó las licencias urbanística para las obras. Ahora, logrado ese objetivo, quienes presentaron esos escritos los han retirado de los juzgados en los que no han fructificado.

eldiario.es ha tenido acceso a siete de esos documentos, todos con la misma redacción y firmados por el mismo abogado y el mismo procurador: "Siguiendo instrucciones de mi mandante desisto del presente procedimiento contencioso-administrativo". Dos escritos han llegado al juzgado de instrucción número 13, otros dos al 33, dos más al 16 y uno al 31.

Con este movimiento, los demandantes pretenden que el proceso quede en manos del único juez que aceptó frenar la exhumación. La ley que regula la jurisdicción contencioso-administrativa apunta a que las demandas tendrán que resolverse en un único juzgado. Por las normas de reparto, el que tendría que quedarse con los casos es el número 13, porque fue el que se pronunció en primer lugar sobre una de las demandas recibidas. Por eso los demandantes han retirado ese recurso.

A pesar de ello, si las partes implicadas en este proceso se oponen a la decisión de que Bastarreche se quede con los recursos por incumplir las normas de reparto, será la Audiencia provincial de Madrid quien tendrá la última palabra.

Decenas de recursos con argumentos calcados

Esos recursos que ahora se están retirando se presentaron en masa, en ocasiones en los mismos juzgados. Todos eran calcados, como lo es el escrito para desistir. Y todos se basaban en el mismo informe encargado por la Fundación Francisco Franco a unos arquitectos que alerta sobre el supuesto peligro físico que conlleva exhumar al dictador: "El movimiento de la losa de piedra [...] puede desestabilizar el conjunto". Es decir, que sacar a Franco puede provocar derrumbamientos en el Valle de los Caídos.

Varios juzgados han desestimado ese intento de paralizar la licencia urbanística que dio el Ayuntamiento de San Lorenzo del Escorial. Entre ellos están el 13 y el 33, del que ahora se han retirado los recursos. Esos jueces consideraron que no había lugar a aceptar los argumentos de todos esos particulares que habían coincidido en basarse en el informe de la Fundación Francisco Franco, entre cuyas firmas estaba la de Enrique Porto Rey, director general de Urbanismo con Esperanza Aguirre.

"La actuación urbanística no implica lesión al fallecido o a sus familiares" o "No ha quedado justificado de qué modo o de qué manera sería irreparable -desde el punto de vista urbanístico- la decisión de ejecutar la retirada de la lápida", fueron algunos de los argumentos de esas resoluciones.

En el caso del titular del juzgado número 30, Marcos Ramos Valles, argumenta que no están acreditadas "las circunstancias de especial urgencia" para imponer la medida cautelar de suspensión de la licencia ya que, según explica, no hay ninguna razón que apunte a la ejecución inmediata del acuerdo del Consejo de Ministros para la exhumación del dictador.

El juez que atacó la memoria histórica

Los demandantes en masa solo encontraron respuesta positiva en un único juez, el titular del juzgado de lo contencioso-administrativo número 3 de Madrid, Yusty Bastarreche. El Ministerio de Justicia tenía previsto el "levantado del pavimento de mármol, retirada de la losa de piedra que cubre la sepultura de Francisco Franco y su traslado a otro lugar". El magistrado consideró que "el movimiento de la losa de piedra [...] puede desestabilizar el conjunto".

Bastarreche hizo hincapié en que no había ninguna urgencia en la exhumación "del que fue Jefe del Estado, puesto que lleva enterrado en la Basílica [...] más de 44 años". Además, incluyó en su auto que las dificultades técnicas de la exhumación suponen a la larga una vulneración de los derechos fundamentales recogidos en la Constitución: "No tiene sentido lógico ni jurídico alguno que una obra [...] pueda atentar contra uno de los pilares del Estado social y democrático del Derecho [...], esto es, poner en peligro la vida humana".

Este juez saltó a los titulares por suspender un acto en favor del derecho a decidir convocado en Madrid. Además, se da la circunstancia de que Bastarreche se ha significado en contra de la Ley de Memoria Histórica aprobada durante el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

"El llamado proyecto de ley de Memoria Histórica ha logrado suscitar una de las más enconadas y agrias polémicas de carácter político en España en la que se creían superados los fantasmas de la Guerra Civil" dijo en un artículo publicado en una revista académica.

El texto decía también que la norma "representa el resquemor, el ansia de venganza y el odio de los vencidos en la guerra civil en estado puro sin mezcla de grandeza frente a los que la ganaron". "El Gobierno, con oscuras intenciones, ha hecho revivir, todos los hechos y situaciones que llevaron a nuestra Patria a aquellos momentos difíciles", añade.

Carla tiene dos hijos. Pedro también. Los dos cuentan con currículums casi idénticos: mismo nivel de estudios y años de experiencia laboral, puestos de responsabilidad equiparables en el pasado e igual nivel de idiomas. La diferencia entre estos dos candidatos a una oferta de trabajo es básicamente una. Que Carla es mujer y Pedro, un hombre. Siguiendo esta idea, tres investigadores de la Universidad Pompeu Fabra han realizado un estudio, publicado por el Observatorio Social de 'La Caixa', en el que demuestran que las mujeres tienen menos probabilidades que los hombres con las mismas características de ser seleccionados para una entrevista de trabajo. En el caso de las mujeres con hijos frente a los padres en la misma situación, la probabilidad se desploma a casi la mitad.

El principal resultado del estudio ¿Tienen las mujeres menos oportunidades de ser contratadas?, en el que se enviaron más de 5.600 currículums ficticios a 1.372 ofertas de trabajo reales en Madrid y Barcelona, muestra que de media las mujeres tienen un 30% menos de probabilidades de ser seleccionadas por una empresa para una entrevista de trabajo que los hombres con sus mismas características. El dato procede de las llamadas que recibieron en la investigación fruto del envío de estos currículums falsos y que registraron y analizaron los responsables del estudio –María José González, Clara Cortina y Jorge Rodríguez-Menés– con la colaboración de estudiantes de grado y doctorado de la universidad catalana.

Ese 30% de brecha se refiere a las llamadas recibidas: los candidatos fueron citados para realizar las entrevistas en mayor proporción, un 20,9% del total, mientras que en las mujeres ese porcentaje fue del 7,7%. Según explican los autores de la investigación, las empresas analizadas son tanto grandes como pequeñas y en concreto se enviaron currículums a ofertas de 18 ocupaciones distintas que variaban en grado de feminización de las profesiones, la cualificación requerida y la responsabilidad del puesto en juego.

Pero el estudio no solo aborda si hay o no respuesta por parte de las empresas, sino que los investigadores también analizaron el orden en el que se produjeron estas llamadas. "Estudiamos esas dos dimensiones. La primera es que te llaman o no te llaman, la segunda y más novedosa consiste en cómo ordenan las empresas esas llamadas, su preferencia en los candidatos", explica María José González a eldiario.es.

La maternidad penaliza y la paternidad premia

Los especialistas querían ahondar en las probabilidades de las mujeres de recibir esa llamada para optar al puesto de trabajo, ya que algunas de las participantes eran reclamadas después de recibir el 'no' previo de un candidato varón. En algunos casos, según explican los autores del estudio, esa situación se vivió en directo por los estudiantes que participaron en la investigación: el chico declina la oferta de trabajo e, inmediatamente después, su compañera recibía la llamada de la misma compañía.

Teniendo en cuenta tanto las llamadas como su orden, María José González destaca un dato: las mujeres con hijos tienen una probabilidad un 47% inferior de ser llamadas para una entrevista de trabajo con respecto a los hombres con hijos. Prácticamente la mitad de opciones de acceder a ese proceso de selección. "Lo que vemos es que siempre sistemáticamente los llaman más a ellos, pero que cuando la mujer tiene hijos, son el perfil que tiene la última preferencia. Por orden, la empresa llama al señor con hijos, al señor sin hijos, a la señora sin hijos y, por último, a la señora con hijos.

La investigadora subraya que la maternidad y la paternidad funcionan de manera totalmente opuesta: mientras que para las hombres tener hijos es un premio, en el caso de las mujeres penaliza. Los investigadores adjudican esta diferencia a "la persistencia de estereotipos tradicionales de género muy fuertes, que atribuyen a la maternidad un menor compromiso y una menor productividad vinculada al hecho de que las mujeres se las considera las principales responsables del trabajo doméstico y el cuidado".

En cambio, para los padres esos estereotipos de género funcionan de manera diferente y le asignan el rol de "candidato seguro", explica María José González. "El candidato seguro se entiende que es un señor, con hijos, una persona que ha asentado cabeza, es responsable, que se encargará de proveer en el hogar y, por lo tanto, su prioridad será el trabajo ante todo".

Para contrarrestar estos estereotipos, además de las políticas educativas y el avance en la corresponsabilidad real entre hombres y mujeres, los investigadores consideran que los llamados currículums "ciegos", en los que no se identifica si el candidato es un hombre o una mujer, podrían combatir esa discriminación inicial de acceso al mercado laboral. Después, habría que superar otra barrera, indican los especialistas: la entrevista personal, en la que de nuevo las mujeres se enfrentarían a esos estereotipos, pero esa fase no ha sido analizada en el presente estudio.

__

La autoría de la imagen que ilustra este artículo es de OiMax, con licencia Creative Commons.

El Partido Popular y Ciudadanos no quieren volver a quedarse al margen de la ola a favor de los derechos de las mujeres y la igualdad que pretende provocar la convocatoria de la huelga feminista del 8M y las movilizaciones relacionadas. Ambas formaciones se desmarcaron inicialmente de las protestas del año pasado, pero después del masivo respaldo ciudadano acabaron aplaudiéndolas.

A las puertas de un nuevo ciclo electoral y en plena precampaña de las elecciones generales del 28 de abril, las formaciones que presiden Pablo Casado y Albert Rivera, respectivamente, –que no han cesado en sus críticas a parte del movimiento feminista al que acusan de "colectivizar" y de querer imponer una "ideología" a las mujeres–, intentan ahora sumarse al 8M de 2019 a última hora y a su manera. 

Aunque ni PP ni Ciudadanos han respaldado oficialmente la llamada a la huelga, ambos están lanzando con cuentagotas distintas promesas dirigidas a las mujeres que los dos partidos han ido desgranando en los últimos días.

Hasta la media tarde de este miércoles las dos formaciones iban a asistir además a la manifestación del viernes en lo que iba a ser un gesto sin precedentes en el caso de los populares, pero finalmente los de Casado emitían un comunicado desmarcándose de la marcha "tras conocer el manifiesto politizado y partidista". En el texto el partido lamenta "que los partidos de extrema izquierda pretendan monopolizar esta convocatoria buscando la división y enfrentamiento entre hombres y mujeres, e incluso entre mujeres de ideologías distintas".

"Sin mentir ni hacer demagogia"

El PP había iniciado su ofensiva para acercarse a las mujeres el lunes a primera hora. En un desayuno informativo, el líder de los populares, Pablo Casado, propuso "un pacto de Estado para acabar con la brecha salarial en España". Su iniciativa la anunció después de cargar contra quienes, según él, buscan "colectivizar" a las mujeres a través de la "ideología de género". "Está muy bien que nos declaremos todos feministas pero sin colectivizar y sin mentir ni hacer demagogia", apuntaba Casado, sin dar más detalles sobre a qué mentiras se refería.

A lo largo de la semana el líder de los populares ha tratado de vender al PP como "el partido que más ha hecho por las mujeres en España". Su formación, dijo el lunes, "lanzó el primer pacto de Estado contra la violencia de género". Casado presumía de esa lucha pese a que a finales del año pasado asumió el discurso de Vox –coincidiendo con la negociación del Gobierno de la Junta de Andalucía con la extrema derecha– equiparando la violencia contra las mujeres con otro tipo de violencias. 

La estrategia del PP consiste en buscar el voto femenino cargando contra los partidos de izquierda de los que los populares, sostiene Casado, no admiten "lecciones" en materia de la lucha por la igualdad. "No vamos a aceptar lecciones de la izquierda, que se opuso al sufragio femenino", señaló el martes el líder popular. "Las diputadas de izquierda estaban en contra de que las mujeres votaran. La izquierda se opuso a todas las libertades de las mujeres cuando apoyaban los regímenes comunistas al otro lado del telón de acero en el que la mujer no era nada".

En ese mismo acto del martes, en Gijón, Casado lanzó una nueva promesa dirigida a las mujeres. Si llega al Gobierno tras los comicios del 28 de abril, el PP extenderá a las madres con un solo hijo el complemento para la jubilación que ya podían percibir las que habían tenido dos o más descendientes. Ese añadido para las madres jubiladas con un hijo será del 2% de la pensión, según el presidente de los populares. 

Asistencia a la manifestación

Dentro del goteo de iniciativas planteadas por el partido conservador, este miércoles la dirección del PP confirmaba a primera hora que tres de las mujeres que forman la dirección de Casado, entre ellas dos vicesecretarias y, por tanto, dirigentes de la cúpula popular más cercana al líder popular, asistirían el viernes a la principal manifestación de la jornada, en Madrid, convocada por la Comisión 8M que componen diversas organizaciones sociales y del colectivo feminista al que se ha criticado en numerosas ocasiones por parte de la formación conservadora.

A la marcha feminista iban a ir la vicesecretaria de Comunicación del PP, Marta González, la de Política Social, Cuca Gamarra, así como la secretaria de Igualdad de los populares, Mari Mar Blanco, pero finalmente el desacuerdo de la dirección popular con el manifiesto de las organizaciones convocantes hará que ninguna de ellas secunde la convocatoria.

Por parte de Ciudadanos sí acudirán, por el momento, la candidata a la Alcaldía de la capital de las próximas elecciones municipales del 26 de mayo, Begoña Villacís, y otras dirigentes de la Ejecutiva aún por confirmar.

El partido que preside Albert Rivera también ha dirigido el objetivo hacia el colectivo feminista en los últimos días en un intento de reconciliarse con ese sector de votantes con el que la formación no acaba de conectar. No lo consiguió en 2015 tras la confusión que crearon sus dirigentes al hablar de "violencia doméstica" e "intrafamiliar" para tildar el maltrato ejercido contra las mujeres, y que el partido terminó rectificando en el programa electoral de 2016 para reconocer que era "machista" y "de género".

Abucheos a Ciudadanos

Ciudadanos tampoco consiguió la simpatía del colectivo feminista el año pasado cuando Rivera y varias de las dirigentes del partido renegaron de la huelga y el manifiesto promovido del 8M, que tacharon de "anticapitalista", "comunista" y "excluyente". Aunque algunas diputadas se sumaron después a la manifestación, tuvieron que aguantar abucheos y algunos insultos por parte de un grupo minoritario de asistentes al acto.

Ahora, en vísperas de la nueva convocatoria del 8M, Ciudadanos ha vuelto a desatar una fuerte polémica con su Decálogo del Feminismo Liberal dado a conocer el domingo. Ha sido precisamente la portavoz del partido y ahora cabeza de lista por Barcelona, Inés Arrimadas, la que se ha llevado las críticas más duras tras explicar en un acto que compartió con Rivera y otras dirigentes de su partido lo que es para Ciudadanos su particular modelo de feminismo "moderno", "no excluyente" y "que no deja a nadie atrás".

Arrimadas puso como ejemplo de "feminismo liberal" algunas de las propuestas más polémicas impulsadas por Ciudadanos como la legalización en España de los vientres de alquiler o la regulación de la prostitución. Ambas ideas generan un fuerte rechazo en parte del colectivo feminista que denuncia la "mercantilización" del cuerpo de la mujer.

"Allí donde hay más libertad, hay más feminismo, y allí donde hay más prohibiciones hay menos feminismo. Y eso lo vamos a seguir defendiendo", señaló Arrimadas el domingo en una farragosa intervención en la que también aseguró que Ciudadanos es el partido que "más ha luchado por la igualdad". Prueba de ello, según recordó, es que uno de los principales logros de su partido ha sido "aumentar los permisos de paternidad y maternidad", una medida que acaba de aprobar el Gobierno de Pedro Sánchez por decreto ley.

La anécdota de la pelota de fútbol

Este miércoles, el líder de Ciudadanos, inmerso ya en plena precampaña electoral, sentenciaba en un coloquio con Soraya Mayo, exsecretaria general de la organización de autónomos ATA en Castilla León –la independiente que ha fichado para encabezar la candidatura por Valladolid en las elecciones generales–, y con la diputada canaria Melisa Rodríguez, responsable del área de la mujer de Ciudadanos: "Mi Gobierno va a ser el Gobierno de las mujeres autónomas".

En el acto insinuaba que pondrá a Mayo al frente del ministerio de Empleo y añadía que las secretarías generales que dependan de esa cartera estarán igualmente dirigidas por mujeres. 

Rivera desgranaba la medidas que impulsará si llega a gobernar dirigidas a las mujeres autónomas como "la eliminación durante los dos primeros años la tarifa de autónomos a los padres y madres que tengan hijos”, porque, a su juicio, "el futuro pinta demasiado negro si no somos capaces de dar la vuelta a los datos de natalidad y de conciliación". También anunciaba que habrá una tarifa de autónomo súper reducida de treinta euros durante dos años "para las mujeres emprendedoras que abran un negocio en el mundo rural".

En la escenificación de los últimos días a favor de la igualdad, Rivera ha llegado a contar como anécdota que su hija le ha pedido por su cumpleaños "una pelota de fútbol", lo que a su juicio demuestra que las mentalidades están cambiando mucho.

Conscientes de que ambas formaciones serán el objetivo de algunas de las protestas que tendrán lugar el viernes por su tibieza y ambigüedad en la lucha a favor del feminismo, PP y Ciudadanos tratan con sus anuncios de los últimos días dar la vuelta al relato y situarse como los grandes abanderados de la igualdad y de la defensa de las mujeres cuyo voto resultará determinante en las elecciones generales, autonómicas, municipales y europeas que se avecinan. 

Rebecca Traister (1975) es una de las autoras feministas más populares en Estados Unidos. Su libro Buenas y enfadadas (recién publicado en España por la editorial Capitán Swing) celebra el poder de la olla exprés de la ira femenina y recoge una historia a menudo desdeñada: la de las mujeres enfadadas como agentes de cambio social y político, desde las sufragistas del siglo XIX hasta el movimiento #MeToo pasando por la lucha por los derechos civiles de los años 60. eldiario.es habla con Traister en vísperas de la huelga feminista del 8M.

El pasado 8 de marzo en España, millones de personas participaron en una huelga feminista sin precedentes contra la desigualdad de género. Este viernes se espera otra gran marcha. ¿Ha seguido este movimiento?

He estado observando lo que está sucediendo en España, en Irlanda, en Canadá... Es un período de levantamiento global que está sucediendo en distintas culturas, entre gente de distintas edades y, en muchos casos, elementos del espectro político. Hay un reconocimiento de los abusos de poder dentro del patriarcado y, en muchos lugares, las mujeres y algunos hombres están trabajando juntos para salir a las calles y hacer pública su insatisfacción.

¿Qué efecto tienen las relaciones íntimas de las mujeres en su capacidad para expresar su enfado? 

Protestar contra los abusos del poder patriarcal significa identificar como opresores a las mismas personas que muy a menudo son nuestras parejas sexuales, románticas: padres, hermanos, hijos, amigos... Es increíblemente difícil. Se perturban relaciones íntimas y cotidianas. También muchas de nosotras somos cómplices de algunas de las cosas contra las que luchamos. Dependemos de los hombres cuyos abusos de poder estamos tratando de identificar. Y, al poner en peligro el poder de esos hombres, nos ponemos en peligro a nosotras mismas y nuestra propia estabilidad familiar, emocional, económica, sobre todo si somos económicamente dependientes. Estamos conectadas emocionalmente con los hombres a los que miramos con ojo crítico respecto a cómo usan su poder.

¿Cree que esto dificulta la incorporación de más mujeres a la lucha por la igualdad?

Estas dinámicas hacen que el proceso de lucha contra la inequidad de género sea precaria, de forma diaria e íntima. Conseguir que una gran cantidad de mujeres estén dispuestas a salir a la calle, dispuestas a impulsar cambios legales y en las actitudes culturales es muy raro, pues implica que estén dispuestas a explorar sus relaciones personales. 

Una idea muy llamativa de su libro es que algunas mujeres no están interesadas en desmantelar el patriarcado porque se benefician de él. Lo llamas "poder por proximidad".

En Estados Unidos muchas mujeres blancas que votan por ideologías políticas conservadoras, xenófobas, patriarcales y, con frecuencia, racistas lo hacen en parte en pro de sus intereses. Como mujeres blancas, disfrutan de los beneficios del supremacismo blanco. Votan para defender el patriarcado porque creen que serán protegidas por él. Y hasta cierto punto, se están beneficiando del poder por proximidad, por su cercanía a hombres poderosos. Es un mito que el patriarcado protegerá a esas mujeres, especialmente si lo desafían de alguna manera o si ejercen su personalidad plenamente. Hillary Clinton es un ejemplo de alguien que logró maniobrar hasta convertirse en poderosa en el sistema de poder patriarcal y blanco. Lo que vimos con su derrota es que incluso una mujer poderosa en el sistema, perdió contra él.

En la política, a menudo la ira se percibe como una virtud en los hombres y un defecto en las mujeres. ¿Por qué?

Los hombres son vistos como criaturas fundamentalmente racionales y las mujeres como irracionales. Es una distinción injusta y que no refleja la realidad, pero es la configuración de nuestra imaginación cultural. En los hombres, la ira se entiende de inmediato como algo que afianza su racionalidad: es una señal de pasión, compromiso, impulso, fuerza, voluntad de luchar por sus ideas. Partiendo de un punto en el que las mujeres son percibidas como irracionales, su ira solo sirve para confirmar que están alejadas de la racionalidad: son emocionales, explosivas, histéricas, infantiles…

También existen mensajes en el seno de la familia y la pareja que codifican la ira femenina como algo indeseable.

Hay lugares donde el temperamento femenino es sexualizado, donde se relaciona con el valor estético o sexual de la mujer. Pero eso no es lo mismo que tomárselo en serio como disidencia política o reivindicación de una mayor igualdad social, política y sexual. 

En su libro reivindicas el poder del enfado femenino y su papel en la historia de los cambios sociales y políticos. ¿Qué le inspiró a escribir sobre esta historia paralela?

Fue tras las elecciones de 2016. Estaba paseando con mi marido y le dije: 'Estoy tan enfadada que no puedo pensar con claridad'. Mi marido respondió: '¿Por qué no escribes sobre la ira?' Me impresionó. Por supuesto, le dije que la ira es una fuerza obstructora que no permitía pensar con claridad. Pero me permití examinar la ira, no solo la la mía, sino la de otras mujeres. De repente, en lugar de algo que nubla el pensamiento racional, entiendes el enfado como una fuerza clarificadora que te ayuda a comprender la injusticia. Es una respuesta humana perfectamente racional, razonable, válida ante la desigualdad. 

Ha advertido varias veces de que habrá una respuesta violenta contra movimientos feministas como #MeToo. ¿Qué forma cree que tomará?

La elección de Donald Trump como presidente es esa reacción. También lo es el auge de la derecha antiinmigrante, xenófoba y nacionalista, no sólo en EEUU, sino en todo el mundo. Es la reacción a la integración y al desafío al sistema de castas racial y de género que tuvo lugar en la última parte del siglo XX. Creo es que esta reacción no va a tomar una sola forma. Estamos nadando en ella todo el tiempo.

¿Ve en peligro el derecho al aborto en EEUU? 

Algo de lo que no hablamos lo suficiente en EEUU es de que el aborto ya es en parte inaccesible e ilegal gracias a las restricciones estatales que la extrema derecha ha impulsado durante años. Roe v. Wade (la sentencia de la Corte Suprema de EEUU que despenalizó el aborto en 1973) está en peligro, como muchas de las victorias que se obtuvieron durante los años 60 y 70.

Durante la presentación de su libro, vi a muchas chicas jóvenes pidiéndole consejo sobre cómo lidiar con sus sentimientos de ira contra la desigualdad de género. ¿Qué les diría hoy a las españolas que se están preparando para la huelga? 

El libro no es una guía sobre cómo expresar la ira, porque soy consciente de que si la expresas puede haber un castigo. Vivimos en un mundo que no deja espacio ni respeta el disenso o la furia de las mujeres. Una razón por la cual la ira de las mujeres se desalienta es que, si comenzaran a hablar entre sí sobre lo que las enfada, podrían organizarse para cambiar las cosas. Lo primero es mirar alrededor y ver este patrón que nos rodea. Y luego comenzar a escuchar a otras personas marginalizadas que están reprimiendo su propia frustración. Formar conexiones, escuchar y tomar en serio la ira de los demás es la única manera en que podemos cambiar el sistema.

Cuando el ISIS llegó a la zona donde vivía, Amal (nombre ficticio) decidió escapar con sus hijas a la ciudad de Hawija, al norte de Irak. "Caminé 12 horas junto a ellas. Casi nos ahogamos cruzando el río, pero lo logramos. Poco después tuvimos que huir a Mosul por los bombardeos. Perdimos nuestra documentación y con ello perdimos toda la esperanza de retornar. Mi hija murió delante de mis ojos. Creó que nunca me podré quitar esa imagen", explica en un testimonio recogido por Oxfam Intermón.

Las guerras hacen estragos en toda la población, pero, para las mujeres, los efectos se multiplican. A la violencia armada y las atrocidades contra los civiles se unen las desigualdades y la discriminación que sufrían antes de que el conflicto estallara. Cuando la guerra irrumpe en sus vidas, se enfrentan a violencia sexual, cuentan con menos recursos para sobrevivir y son forzadas a unirse a grupos armados o a desplazarse. Sin embargo, muchas mujeres logran sobreponerse a esta situación límite y encuentran en ella la ocasión de desafiar roles machistas.

Esta es una de las principales conclusiones del informe Mujeres en zonas de conflicto, en el que Oxfam Intermón analiza el impacto diferenciado de la violencia en las mujeres en los conflictos armados en Irak y Yemen así como en la ocupación israelí de los territorios palestinos, y denuncia que son ellas las que pagan el "precio más alto".

"Las mujeres son víctimas de estos conflictos pero además porque sufren cómo se agudizan esas normas sociales que estaban enraizadas en esas sociedades", ha destacado Paula San Pedro, autora del documento y responsable de incidencia política de acción humanitaria de la ONG, durante la presentación que ha tenido lugar este miércoles en Madrid.

Asimismo, subraya que, "a pesar de todos estos obstáculos y escollos", las mujeres "han logrado sobrevivir y tener su propia voz, movilizarse y exigir sus propios derechos" en estos lugares.

Ocupar roles reservados a los hombres

El estudio, que desgrana con cifras los efectos devastadores de la violencia en las mujeres, concluye que los conflictos las obligan en muchas ocasiones a salirse del rol tradicionalmente asignado para ellas al quedar a cargo de la familia y la comunidad tras el fallecimiento, la desaparición, el arresto o la participación de los hombres en las hostilidades. 

Muchas pasan a trabajar fuera del hogar, comienzan a "moverse de manera independiente" y se convierten en la principal fuente de ingresos de la familia. Esto les permite, indica la ONG, "tener cierta voz en las decisiones dentro de casa, más autonomía sobre cuestiones relacionadas con sus hijos y más control sobre el presupuesto familiar".

Según los datos aportados por la organización, la pérdida de hombres en la guerra ha dado paso a un aumento del número de familias de las que las mujeres se hacen cargo económicamente. En Yemen, se estima que el 30% de las familias desplazadas están encabezadas por ellas, frente al 9% previo a 2015, año en el que comenzó la campaña militar la coalición árabe liderada por Arabia Saudí. En Irak, más del 18% de los núcleos familiares están encabezados por mujeres. Antes de los combates contra el ISIS, esta proporción no llegaba al 10%. 

En ambos países, las mujeres se han visto abocadas a buscar formas de aumentar los exiguos ingresos de sus familias, reza el documento. Pero también aquí encuentran obstáculos. En algunos casos no cuentan formación suficiente o no conocen la zona a la que se han desplazado. Asimismo, esta nueva responsabilidad duplica la carga de tareas que soportan, ya que al trabajo de cuidados no remunerado al que dedicaban gran parte del día, se suma la búsqueda de ingresos fuera del hogar.

"El hecho de entrar en el mercado laboral no necesariamente va acompañado de una mayor autonomía para las mujeres", indica la ONG. "De hecho, puede abrir nuevas formas de abuso porque no tienen control sobre las condiciones de trabajo o sobre sus sueldos. También existe el peligro de que cuando el contexto se normalice, los hombres vuelvan a sus puestos de trabajo tradicionales echando a las mujeres". 

Debido a estas nuevas situaciones, "ellas están liderando el cambio de las normas sociales tradicionales que les permite asumir roles hasta entonces prohibidos", apunta el documento. También lo hacen en la esfera pública. Tanto en Irak y Yemen, como en los territorios palestinos hay mujeres que pasan a ocupar "roles clave" para resolver el conflicto alzando la voz, movilizándose, mediando entre desplazados y comunidades locales o brindándoles apoyo. Oxfam pone como ejemplo la voluntad de muchas para mediar entre distintas facciones. Es el caso de las mujeres iraquíes que conviven con mujeres vinculadas al ISIS o las campañas para liberar a presos en Yemen.

La ONG puntualiza que desafiar estos papeles machistas, sin embargo, no está exento de riesgos. "Tener un perfil más expuesto, tanto por sus tareas en torno a la construcción de la paz como por sus actividades laborales fuera de casa, pone a las mujeres en mayor peligro convirtiéndolas en objetivo de ataques y abusos", explica, tras lo que reclama apoyo para el camino iniciado por estas mujeres.

Escasa presencia en los procesos de paz

No obstante, ellas siguen estando desbancadas de las negociaciones de los procesos de paz. Es el caso de las activistas yemeníes que participaron activamente en las protestas de 2011 y, tres años después, consiguieron intervenir en la plataforma Conferencia Nacional de Diálogo, donde lograron acuerdos para una representación del 30% en órganos ejecutivos. 

Según recuerda el informe, cuando estalló la violencia, fueron apartadas de la mesa de negociación, a pesar de que exigen participar en el proceso. "Está demostrado que en la resolución de los conflictos en los que ellas participan, la paz es hasta 15 años más duradera y además se implementa de forma más efectiva", ha defendido San Pedro.

Los Gobiernos de Irak y el Consejo Nacional Palestino acordaron cuotas políticas del 30%. "Si bien este fue un paso muy positivo para legalizar su participación, la realidad no ha acompañado este gesto. Bien porque el techo de cristal al que se enfrentan las ha impedido ascender a puestos más elevados o asumir cargos tradicionalmente dirigidos por hombres", apuntala el informe.

Según expone Oxfam, las organizaciones de mujeres de estos países critican que "no habido voluntad política para promover la participación de las mujeres y que esta medida no ha sido más que un mero maquillaje para aumentar legitimidad de los gobiernos frente a la comunidad internacional".

La organización concluye el informe presentando algunas demandas al Gobierno español para paliar la situación que enfrentan las mujeres en estos países, como la suspensión las ventas de armas a la coalición saudí que interviene en la guerra de Yemen o que la financiación para promover la igualdad de género se eleve hasta el 15% del total de la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD), que ha sufrido una década de recortes.

Machinazis

Pues eso, que están vivitos y coleando y son famosos, encargados de cambiar las leyes y las estructuras patriarcales que nos afectan a todas. Si es así como piensan, qué van a cambiar ni qué niño muerto. Adivina quién dijo qué...(y píllate un barreño o algo por si te da por echar la pota y no llegas al baño).

La situación de los derechos de las mujeres en el mundo

Señala si cada una de estas barbaridades te parece VERDADERA O FALSA.

Lemas feministas

Completa estos lemas feministas para llevarte a la manifestación del 8M.

PNV y PDeCAT, dos de los socios que lo acompañaron en la moción de censura contra Mariano Rajoy, discuten la intención de Pedro Sánchez de "gobernar hasta el último minuto" y critican la voluntad del Gobierno de sacar adelante los decretos sobre alquiler e igualdad laboral con las cámaras ya disueltas. El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban se ha mostrado especialmente crítico con los planes del Gobierno y se pregunta si el Ejecutivo del PSOE "pretende hacer propaganda" con las medidas anunciadas en periodo preelectoral. El voto de ambas formaciones está en el aire. 

Esteban considera que Sánchez quiere "forzar la máquina" con el impulso legislativo emprendido con las Cortes ya disueltas. El líder de la formación vasca ha asegurado en una entrevista en Radio Nacional que las medidas planteadas "podían haberse hecho antes y deberían haberse hecho antes".

"Ni nos han llamado", señalan fuentes del grupo parlamentario del PNV en relación a los planes del Ejecutivo de llevar al Congreso reformas sobre el mercado del alquiler e igualdad laboral. Las mismas fuentes aseguran que el PSOE no puede dar por seguro el apoyo de la formación vasca. Sin esos apoyos, los decretos anunciados por el Gobierno no podrían ser convalidados y dejarían de estar en vigor a finales de mes. 

Otro de los apoyos imprescindibles para sacar adelante esas medidas -en la Diputación Permanente, el órgano de guardia del Congreso cuando Las Cortes están disueltos, la mayoría del bloque de la moción tiene un solo diputado, es el PDeCAT. 

Carles Campuzano, portavoz de este partido en el Congreso, cree que el Gobierno ha apostado por "una operación de un riesgo político evidente". Para el PDeCAT las propuestas del gabinete de Sánchez no se entienden sin una tramitación como Proyecto de Ley, en el que todos puedan realizar enmiendas y negociar los detalles de los cambios normativos que se proponen. Según fuentes de la formación catalana, nadie del Gobierno se ha puesto en contacto con ellos para buscar su apoyo, ni la aportación de ideas que varíen el texto original con el que se pretende llegar al debate. 

A la espera de ambos partidos tomen una decisión, los planes del PP y Ciudadanos pasan por bloquear los decretos, forzando una tramitación prolongada en la que se establezca un debate y se evite el automatismo en la aprobación de las propuestas planteadas. La presidenta del Congreso, Ana Pastor, ha empezado a trabajar en esta vía, solicitando un informe de los letrados del Congreso sobre la posibilidad de alargar la tramitación de los decretos de Sánchez en un momento parlamentario en el que todas las comisiones están disueltas y el Congreso trabaja a medio gas.

La deriva de las dos formaciones nacionalistas evidencia que los apoyos con los que Pedro Sánchez contó para la moción de censura ya no operan. El PSOE cuenta con sus 85 diputados y, por el momento, con el respaldo de Unidos Podemos, única formación que ha participado en la negociación de las medidas que se han planteado en forma de decretos. 

En una entrevista con eldiario.es publicada el pasado domingo, el presidente del Euzkadi Buru Batzar (ejecutiva del PNV), Andoni Ortuzar, manifestaba sus discrepancias con la decisión de Sánchez de convocar elecciones y afirmaba que la disolución de las Cortes se acordó por "un cálculo político favorable" a los intereses del PSOE. En esa conversación, Ortuzar se mostraba convencido de que el líder del PSOE repetirá en el Gobierno con el apoyo de los nacionalistas pero se mostraba crítico con el camino emprendido para fabricar "un nuevo liderazgo".

Caso distinto es el de Esquerra Republicana de Catalunya. El diputado Gabriel Rufián asegura en conversación con eldiario.es:  "Si se plantea una buena iniciativa votaremos a favor. Entendemos que son reales decretos electoralistas, pero los colectivos afectados nos pidieron nuestro apoyo y lo daremos". 

Sea como fuere, 'el bloque de la moción de censura' ya no actúa como tal desde que se tumbaron los Presupuestos el pasado 13 de febrero y el Gobierno se expone ahora a enfrentar dos nuevas derrotas en el epílogo del periodo de sesiones y a las puertas de la campaña electoral.

En Ferraz se muestran convencidos de las ventajas de llevar sus planes hacia delante con la convicción de que si no consiguen aprobarlos en el Congreso podrán defender esas políticas como argumento en los mítines de campaña. "Quien no apruebe el decreto de alquiler o las nuevas medidas de igualdad tendrá que explicárselo a sus electores", asegura una fuente de la dirección socialista.

El adelanto electoral decretado por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tras el rechazo del Congreso a sus Presupuestos Generales ha situado a la política española en un escenario de precampaña permanente. El ciclo electoral terminará con los comicios autonómicos, municipales y europeos del 26 de mayo. Un mes antes, el 28 de abril, serán las generales. Pedro Sánchez, Pablo Casado y Albert Rivera se han volcado desde el minuto uno con presencia diaria en diversos actos. En Podemos es Irene Montero quien ha asumido el protagonismo a la espera de que Pablo Iglesias regrese de su baja de paternidad el próximo 23 de marzo.

El anuncio de la reincorporación de Iglesias a la actividad ha llegado tras semanas de rumores poco fundados sobre su futuro. No es la primera vez que ocurre con el secretario general de Podemos, cuyas contadas ausencias reavivan las conversaciones sobre su salud o la de su entorno. Ocurrió en las navidades de 2017 y también en estas, acrecentado por la proximidad de la cita con las urnas.

Ese adelanto electoral ha cambiado la estrategia de los principales partidos, que estaban más centrados en la preparación de los comicios de mayo. Rivera ha hecho hueco a Inés Arrimadas en el Congreso, Casado ha comenzado a usar el discurso del "voto útil" frente a Vox y Sánchez apura sus Consejos de Ministros para aprobar medidas sociales que poder usar en la campaña electoral mientras llena la agenda de actos de partido por las tardes.

Podemos tenía ya el plan bastante trazado. Y en ningún momento ha habido intención de modificarlo. En noviembre y diciembre, ante la incertidumbre de los Presupuestos y la posibilidad de que el adelanto electoral cogiera a Iglesias de baja, celebraron sus primarias. El motivo que dio entonces el líder de Podemos se verificó meses después: "Hay que estar preparados".

Solo en dos momentos ha interrumpido Iglesias su baja. Primero, durante la grave crisis de Madrid, tras la ruptura de Íñigo Errejón y posterior dimisión de Ramón Espinar. Segundo, para una reunión secreta con el presidente del Gobierno en la Moncloa para intentar in extremis sacar adelante los Presupuestos que ambos habían negociado.

La decisión de Sánchez de convocar las elecciones el 28 de abril llevó a una primera pregunta: ¿Debería renunciar Pablo Iglesias a su baja, anticipar su regreso y asumir el liderazgo personal de la precampaña? La duda la despejó Irene Montero en una entrevista en La Sexta, cuando respondió a una pregunta sobre si debía ella quedarse en casa al cargo de sus hijos para que Iglesias pudiera volver.

Desde Podemos recuerdan a eldiario.es que el partido habitualmente no ha hecho precampañas. O las ha hecho de baja intensidad, como en esta ocasión. Dirigentes de la formación han iniciado una ruta por distintos puntos de España en una gira que irá ganando fuerza cuantitativa y cualitativa. Este mismo fin de semana, Irene Montero tendrá sendos actos en Madrid y Euskadi. También la semana que viene.

La presencia de Montero en medios también está subiendo de intensidad. Además de la aparición en La Sexta y alguna más, este pasado lunes sustituía a Iglesias en las entrevistas que TVE ha puesto en marcha desde el mismo anuncio del adelanto electoral. Primero Sánchez, luego Casado y después Montero.

En dicha entrevista, la portavoz de Unidos Podemos dijo una frase que ya se le había oído antes, pero formulada de otra manera. Nunca de forma tan concreta. "Estoy convencida de que la siguiente persona que ocupe la Secretaría General de Podemos será una mujer", respondió a una pregunta sobre el hecho de que cinco hombres aspiren a la Presidencia del Gobierno el 28A.

El ruido de las últimas horas ha obligado al secretario de Organización, Pablo Echenique, a salir para desmentir que Iglesias estuviera pensando en renunciar a encabezar la lista de Unidas Podemos en las próximas elecciones generales. 

No será ni ese ni ningún otro golpe de efecto, aseguran diferentes fuentes consultadas por eldiario.es. El plan sigue su marcha y con Pablo Iglesias al frente.

En Podemos están convencidos de que romper la baja de paternidad sería un golpe a la coherencia del proyecto, que ha hecho del feminismo una de sus banderas. Durante toda la legislatura, Unidos Podemos ha intentado aprobar una reforma legal para igualar los permisos de paternidad y maternidad. La medida se encontró, primero, con el veto de PP y Ciudadanos. Luego, con el rechazo a los Presupuestos Generales, que recogían dicha medida. Finalmente, es el Gobierno el que lo ha aprobado por real decreto.

Por eso las formas en las que se comunicó el regreso de Iglesias, con un cartel que remarcaba la palabra "él" a dos días del 8M ha generado incredulidad puertas adentro. El líder de Podemos se apresuró a pedir perdón y a explicitar que no se sentía identificado con el diseño después de que el anunció hubiera recibido duras críticas en las redes sociales.

Podemos también tiene razones de estrategia para no anticipar el regreso de Iglesias. El secretario general, pese a las malas notas que recibe en las encuestas, sigue siendo el principal valor del partido. El consenso al respecto en el partido es muy amplio. En Podemos confían, y mucho, en la vis comunicativa de su líder, en su capacidad para bregarse en los debates con los otros candidatos y en el efecto de arrastre que tiene su personalidad entre amplias capas de la población. Quizá no tantas como en 2015 o 2016, pero sí suficientes, creen en la dirección, como para contener la debacle electoral que algunos sondeos prevén.

En el partido no se acaban de creer tampoco estas encuestas y aseguran que la demoscopia siempre les ha infravalorado. Es cierto que esto ocurrió en 2014 o 2015, pero no desde entonces. El último ejemplo, el de Andalucía, es palmario. La candidatura de Teresa Rodríguez y Antonio Maíllo se dejó casi 400.000 votos. 

En Podemos sostienen, pese a la grave crisis que vive el partido y sus aliados, que el suelo electoral de su alianza con IU, Equo y las confluencias catalana y gallega es firme y, aunque reconocen que el resultado de 2015-2016 sería muy difícil de repetir, no contemplan pasar a la irrelevancia en el próximo Congreso de los Diputados.

Más bien al contrario. En Podemos creen que tras el 28A se podrá reeditar una mayoría que pare a las tres derechas de PP, Ciudadanos y Vox. Y que, a diferencia de lo ocurrido en 2016, las opciones de entrar a un Gobierno de coalición serán reales. Ahí habría otro motivo de Iglesias para mantenerse al frente del proyecto: sacarse la espina de la investidura fallida de Pedro Sánchez y de los ataques, injustos creen en Podemos, por postularse para un Ejecutivo conjunto con él como vicepresidente. La duda se despejará en la noche del 28 de abril.

Pedro Sánchez, candidato a media jornada. 6 mar 2019 20:55:31.eldiario.es - eldiario.es.

Traje y corbata por la mañana y vaqueros y camisa remangada por la tarde. Pedro Sánchez se ha enfundado ya el uniforme de candidato a la presidencia del Gobierno que saca a la calle a partir de las 19 horas. El presidente, que compagina su carrera electoral con la agenda institucional en el Gobierno, ha iniciado una ruta de actos por las provincias de España. La idea de Ferraz es que el líder socialista pise al menos una vez cada circunscripción antes de las generales del 28 de abril. 

El PSOE jugó con cierta ventaja a la hora de armarse para la convocatoria electoral. Sánchez decidió romper el diálogo con los independentistas que provocó el fracaso de los Presupuestos y entonces tuvo también la determinación de adelantar las generales al mes de abril. Ferraz activó inmediatamente la maquinaria –apenas unos días después presentó su lema de la precampaña– y el presidente protagonizó su primer acto de la carrera al día siguiente de hacer público el anticipo electoral. 

Esa semana informó al PSOE andaluz de que protagonizaría un mitin en Sevilla, junto a Susana Díaz, que ha vivido en sus propias carnes la que se ha convertido en una de las principales bazas para el relato de los socialistas: la amenaza de que el acuerdo de PP y Ciudadanos con Vox en Andalucía se reedite en España. Sánchez aprovechó, además, para poner en valor a María Jesús Montero, la ministra de Hacienda que peleó las cuentas fracasadas y que suena en un sector del PSOE como posible sustituta de la expresidenta andaluza. Montero se ha convertido en una estrella emergente en el PSOE desde su defensa de los Presupuestos durante el debate de enmiendas a la totalidad, en el que se midió a todos los grupos.

La agenda vespertina del presidente se ha multiplicado en las últimas horas. Sánchez tiene previstos actos de precampaña todos los días de esta semana. Arrancó en Granada el lunes, donde aprovechó su actividad institucional por la mañana para protagonizar un mitin por la tarde. La líder andaluza comunicó su presencia ese mismo día, cuando ya las chispas entre Ferraz y la federación habían saltado a propósito de la elaboración de las listas electorales. Ante la falta de acuerdo, el PSOE andaluz ha decidido plantar cara a la dirección de Sánchez. 

24 horas después, el presidente se desplazó a Ávila, donde estuvo arropado por el candidato de Castilla y León, Luis Tudanca, y la aspirante a la alcaldía, Yolanda Vázquez. A falta de cerrar las candidaturas, la ministra de Defensa, Margarita Robles, será quien encabece la lista por esa provincia. Fuentes socialistas apuntan a que Sánchez estará acompañado de los candidatos al Parlamento hasta que el Comité Federal apruebe definitivamente las candidaturas el próximo 17 de marzo. 

Vitoria fue la siguiente parada de Sánchez en su ruta. A pesar de que los socialistas vascos ya tienen claro que la portavoz del Consejo de Ministros, Isabel Celaá, será la número uno de la lista, en ningún caso estuvo prevista su presencia. Este jueves, el presidente viajará a Ciudad Real, capital en la que los socialistas tratarán de revalidar el gobierno municipal pero con una cara distinta: la de la hasta ahora diputada Isabel Rodríguez. 

Esos tres días, el presidente compaginó los actos de la precampaña con una medida agenda de Presidencia: una conferencia en el Ministerio de Trabajo, su asistencia a la apertura de la conferencia sobre cambio climático 'Change de Change' en San Sebastián y su participación en la entrega de la Llave de Oro al Municipalismo a Tomás Rodríguez Bolaños, exalcalde socialista de Valladolid. 

Sánchez ordenó despejar la actividad institucional del conjunto del Gobierno coincidiendo con las manifestaciones del 8 de marzo. La única será la reunión del Consejo de Ministros. En el PSOE sucede lo mismo: las agendas están vacías salvo para la participación en las movilizaciones feministas. No está previsto que Sánchez asista, como sí hizo el pasado año cuando era el jefe de la oposición. 

Volverá a la carretera el sábado, cuando estará presente en Valladolid –en el caso de los fines de semana los actos se trasladan a mediodía–. Esa provincia ha sido fuente de una fuerte polémica por la imposición que el presidente pretendía hacer con la ministra de Industria, Reyes Maroto, como número uno. El PSOE se revolvió porque esa decisión suponía llevar al segundo puesto al líder provincial, Javier Izquierdo, miembro de la Ejecutiva de Sánchez y que previsiblemente le acompañará el sábado. Fuentes socialistas aseguran que Maroto concurrirá finalmente a las elecciones por Madrid al igual que las ministras de Justicia y Transición Ecológica, Dolores Delgado y Teresa Ribera. 

La siguiente parada de Sánchez, el domingo, será Galicia. Allí un foco de discordia es la batalla que ha emprendido un asesor del exministro y eurodiputado José Blanco, que le ha plantado cara para ir en la candidatura del PSOE a las europeas. El exsecretario de Organización se ha puesto a disposición de Sánchez tras vencer en las primarias a Díaz, a quien apoyó Blanco, y en Ferraz no descartaban que repitiera en la lista. 

Ferraz trabaja ya en el diseño de la competición electoral. "Estamos ya trabajando ya en la precampaña de la campaña", dicen fuentes socialistas. Asturias, La Rioja y Canarias son algunos de los destinos que Sánchez tiene en el horizonte.

créditos

REQUEST_URI: /dyn/feeds/feed?id=34&off=300 - id: 005C93ADB708937A - , uid: , sheet: feeds/feed-list.xsl

2019-03-21T15:28:56.263 - SERVER_NAME: chafar.net, server_id: cnet, SERVER_SOFTWARE: Apache/2.4.10 (Debian)